agradable

marco aurelio: no hay para tanto pero igual me gusta

Posted in alimentos, autores, continencia, filosofía, placer by jgtejeda on agosto 1, 2009

venereum in edificio privato_Pompei_Napoles

Marco Aurelio: ….uno puede hacerse la idea (fantasía) sobre los alimentos cocinados y comestibles semejantes, que éste es el  cadáver (nekros) de un pez (ictios), aquél el cadáver de un pájaro (ornithos) o un cerdo, y asimismo que el Falerno (falernos) es zumo de uva, y que un manto de púrpura son pelos de oveja empapados con la sangre (aimatíos) de una concha; y respecto al acto sexual (synousían), que es frotación (paratripsis) del intestino (enteriou) y secreción (ekkrisis) de moquillo (muxariou) con algún espasmo (spasmou). (M. Aurelio, Meditaciones, libro VI, trad. de Bartolomé Segura para Alianza, los paréntesis con la palabra griega son agregados ahora) _________ el término sexo o sexual no aparece en los textos griegos, y Marco Aurelio pese a ser emperador romano prefiría el griego para la escritura de textos. Utiliza el término synousía. Palabra no emparentada ni con afrodisia, ni con eros (términos específicos de la cópula), y tiene un sentido más amplio o vago de reunión, de juntarse, relacionarse, etc. Siguiendo a Veyne, Le Goff sostiene que en este texto de Marco Aurelio está ya presente la renuncia a la carne que será identitaria en el cristianismo medieval, la renunciación, la represión del instinto. Y el propio Foucault va por ahí. Pero francamente yo veo otra cosa: lo que aparece en Marco Aurelio es  aquella distancia hacia la vida que es característica de quien medita acerca de la muerte, un tono de que finalmente ni los banquetes ni los honores ni los amores (las cosas más codiciadas por los humanos) son tan importantes en sí mismos, que se trata de asuntos simples y materiales sometidos a un cambio permanente, a un reciclaje que culmina siempre en la corrupción y en la nada. Los estoicos manejan, es verdad, la lógica cristiana (también oriental) depresiva y distante, lejana a los entusiasmos y avideces de los seres vivos. Es decir, que aunque nos guste no hay para tanto, y que ya que vamos a morir empecemos a morir un poco desde ahora desconfiando de nuestros apetitos absurdos…. Lo que no impidió a Marco Aurelio, pese a su amnargura filosófica, dirigir un imperio, llevar la púrpura, guerrear durante años, copular y participar en banquetes. Poco tiene que ver esto con la saña antierótica que se desencadena a partir de la aceptación universal de las ideas de San Pablo sobre la castidad como ideal y la sexualidad como un mal profundo. Una cosa es advertir que no somos nada en este mundo cruel y aconsejar moderación, otra muy distinta crear sistemas institucionales para impedir a través del miedo, la culpa, el escarnio, la cárcel y la hoguera que las personas disfruten de su cuerpo como les parezca dentro de un marco razonable de respetos.  ____________ pintura mural pompeyana.

Anuncios

pubertad, desgracia, peligro, vergüenza

Posted in continencia, interferencia sexual, prohibiciones, pubertad by jgtejeda on julio 23, 2009

AS-BallivetInitiationAmoureuse-t471

Peter Sloterdijk en Crítica de la razón cínica (1983): Efectivamente, nuestra pubertad fue propiamente la época en que se comenzaba a tener conciencia de la desgracia de tener este impulso… Estar enterado suponía haber tomado noticia de lo esencial sobre un nuevo enemigo interior. Aprender a vivir con sus presiones era el mandamiento estratégico del momento. En esta perspectiva la sexualidad aparecía como una gigantesca zona de peligros; el nivel sexual es aquel en que te puedes encontrar con toda clase de desgracias: la catástrofe de embarazos involuntarios; la vergüenza de una seducción precoz; la miseria de infecciones perniciosas, que te consumen durante toda la vida; el humillamiento por el impulso precoz, sin perspectivas y solitario; el riesgo de descubrirse como monstruos que llevan consigo tendencias homosexuales o perversas en sus entrañas; y no hablemos del peligro de caer en la prostitución. Estos riesgos aparecieron amenazadores con el comienzo de la madurez sexual. Por eso, es comprensible que el pensamiento de la prevención en un principio no esté referido en absoluto a la concepción, sino al contacto sexual, a la experiencia erótica sobre todo; si exceptuamos algunos refinamientos liberales, es esta la postura católica hasta nuestros días: prevención a través de la abstinencia. ____________________ Sloterdijk es un filósofo con algo de periodista u opinólogo… Con todo, acierta en esta descripción de la pubertad como un inconveniente familiar y personal: sobre el niño o la niña hasta entonces felices e inocentes cae la sombra de la sospecha, la tentación de los vicios, la posibilidad diaria de descarriarse. Curiosamente este afán viene recubierto en nuestros días (el texto es de hace 26 años) por una pretensión de normalidad en lo sexual: el sexo sería una parte natural de la vida siempre que no se haga demasiado evidente, está todo permitido menos lo anornal, y lo anormal es casi todo. Los padres sonríen con espíritu liberal aunque los policías, médicos, psiquiatras, censores, políticos, periodistas y obispos que vuelan invisibles por las habitaciones de la casa siguen al acecho. La sexualidad adolescente es, a la vez, un proceso natural y una zona de la realidad sometida a severas restricciones legales, sociales, mediáticas etc…. Hay además un cambio estético: la belleza cándida de los niños reemplazada por los gestos a la vez arrogantes e inseguros de la juventud en celo….  ______________ ilustración de Suzanne  Ballivet

perversión, diversión

Posted in continencia, medicalización, pecado, sexólogos by jgtejeda on julio 16, 2009

alemanas

La definición del Diccionario de la Real Academia es obscura cuando define lo perverso como algo sumamente malo, o que corrompe las costumbres. El Online Etymology Dictionary, en cambio, parece más acertado al señalar que perverso o pervertido viene del latín versus, vertere, etc., que sabemos por el castellano que es verter, dar vuelta, aquello del anverso y reverso, etc. También de la red viene este diccionario de perversiones o mejor dicho, curiosidades (obtenido de fuentes dudosas o dispersas)…… La pregunta es…. ¿cuáles son los límites de lo correcto? ¿en qué momento se pasa alguien al reverso, a la perversión?_________ Para mí que andar con un manual de perversidades bajo el brazo es más perverso que dejar que las cosas se desarrollen como vienen y sin tanta catalogación… cada sexólogo, sin embargo, cada cura, cada médico y cada legislador presenta su propio listado, y sobre él construye su discurso, incluso aquel que proclama la libertad total.  Podríamos hacer listados de perversiones decorativas, por ejemplo, aquella gente que para decorar su casa necesita depilar el césped, o mutilar las ramas de los árboles, o poner sillas para tomar el sol, o estanterías muy altas, o sillas con una pata más corta, o circuncidar la fruta antes de comerla, o imaginar otras casas mientras están en el sofá, etc….. Formulándolo conceptualmente: ¿qué diferencia habría entre lo perverso y lo diverso, entre lo pervertido y lo divertido?

Abasiofilia: La excitación sexual sólo se produce cuando la pareja es coja. Acomoclitismo: Excitación por los genitales depilados. Acrofilia: Personas que se excitan sólo cuando sus parejas son muy altas. Acrotomofilia: Fetichismo por las amputaciones. Maticemos que lo que pone a esta gente no es el acto de la amputación en sí, sino el muñón ya cerradito del miembro que falte. Actirastia: Excitación sexual proveniente de la exposición a los rayos del sol. Acucullofília: Excitación sexual por los penes circuncidados. Adiestramiento animal: Los juegos AT (sus siglas en inglés -animal training-) más perversos implican que una o más de las parejas del acto sexual interpreten el papel de un animal. El más recurrido es el papel de perro, pero parece que los caballos también son bastante populares. El “animal” puede imitar el comportamiento de la bestia o acicalarse con artículos propios del Reino Animal como collares, bozales, bridas y demás. En cualquier caso, estas criaturas no pueden circular por la autopista. Agonophilia: Excitación proveniente de una lucha con la pareja. Agorafilia: Atracción por la actividad sexual o el exhibicionismo en lugares públicos. Agrexofilia: Excitación producida por el hecho de que la actividad sexual sea oída por otras personas. Albutofilia: Excitarse sexualmente al pensar en baños o duchas calientes. Hay gente para todo. Algofilia: Excitación producida pro el dolor (Se diferencia del masoquismo por la ausencia del componente erótico). Alopelia: Experimentar un orgasmo sólo viendo a otros teniendo una relación sexual. Alorgasmia: Excitación proveniente de fantasear durante el acto sexual con otra persona que no sea la pareja. Alveofilia: Atracción por tener relaciones sexuales en una bañera. Alvinolagnia: Atracción sexual sólo por los estómagos.

(siguen mucho más, estamos sólo en la A) _________________ postal folklórica alemana y perversa

tomás de aquino: besos, abrazos y tocamientos

Posted in autores, continencia, pecado, religión by jgtejeda on julio 14, 2009
sprangerjupiterantiope

.

Teología y filosofía unidas judicializando besos y caricias, siglo 13, planeta Tierra. En su Suma Teológica dice Tomás de Aquino, a la manera del fiscal del distrito y eso que no era especialmente rígido: Respondo: Consideramos que una cosa es pecado mortal desde un doble aspecto. En primer lugar, por su especie. Y así considerados, los besos, abrazos y tocamientos no son necesariamente pecado mortal, puesto que pueden darse sin sensualidad, bien sea por costumbre patria, por necesidad o por otra circunstancia o causa razonable____________En segundo lugar, decimos que una cosa es pecado mortal por razón de su causa: el que da limosna para inducir a herejía, peca mortalmente por la corrupción existente en la intención con que lo hace. Ahora bien: ya dijimos antes que no sólo el consentimiento en el acto de pecado mortal es pecado grave, sino también el consentimiento en el deleite del mismo. Por ello, dado que la fornicación es pecado mortal, y lo son mucho más las otras especies de lujuria, sigúese que no sólo el consentimiento en el acto, sino también el consentimiento en el deleite de tal pecado es pecado mortal. Por consiguiente, dado que los besos, abrazos, etc., tienen por fin el placer, sigúese que son pecado mortal. Sólo bajo este aspecto decimos que son libidinosos y, como tales, pecado grave. ____________A las objeciones: 1. El Apóstol no menciona los tres últimos actos porque no revisten gravedad de pecado sino en cuanto dicen relación con los anteriores. 2. Los besos y tocamientos, aunque no impiden directamente el bien de la prole, son fruto de la sensualidad, que es la raíz de la oposición a dicho bien. De ahí que sean pecado mortal. 3. De la objeción se deduce que esos actos no son pecado mortal por su misma naturaleza. __________Pintura de Bartholomeus Spranger, Júpiter y Antíope


aniquila el deseo

Posted in autores, continencia, filosofía by jgtejeda on julio 13, 2009

italy-ethiopia-1930s

El primero de los estoicos (que enseñaron en Grecia clásica la desconfianza hacia deseos y placeres) parece haber sido Zenón (s. III A. C.), no de Elea, sino de Citio, ciudad pequeña de Chipre. De Zenón cuenta Diógenes Laercio cinco o seis siglos más tarde: tuvo la cerviz inclinada hacia un lado… era delgado de cuerpo, de más de mediana estatura, y moreno de color; por lo cual hubo quien lo llamara sarmiento egipcio... No comía más que un panecillo con miel, y bebía un poco de vino generoso. Rara vez se sirvió de muchachos, y sólo una o dos veces usó de una esclavita, por no parecer aborrecedor de las mujeres. _______Para los estoicos el deleite (hedoné) es un movimiento irracional del ánimo acerca de lo que parece apetecible. Contiene bajo de sí la delectación o halago, el gozo del mal ajeno, el divertimento y la disolución. Y la disolución es una relajación de la virtud…_________En lo que de Zenón recoge Diógenes Laercio hay apenas un par de alusiones fugaces a la continencia sexual. Entretanto Cicerón (s. I A.C.), en su tratado De officiis (se le traduce no sé si adecuadamente como como De los deberes) sigue al estoico Panecio (s. II A. C.) en la idea de la medida y control de las pasiones, del decoro, aun cuando se refiere más bien a los banquetes y borracheras, ambición de honores y riquezas, desconsideración hacia los demás, etc., y apenas hace alguna indicación relativa a los placeres eróticos. Cicerón acabaría su vida trágicamente, lo mismo que Séneca, víctima el primero de Marco Antonio y Augusto y el segundo de Nerón. Séneca se detiene mucho en el tema de la ira y de la imperturbabilidad o dignidad frente a los avatares del destino. Finalmente Epícteto, nacido esclavo y también de esta época en que aparece el cristianismo, recomienda: ___________ aniquila por completo el deseo, por lo menos en el momento presente… usa solamente el impulso y la repulsión, pero con suavidad, de manera excepcional y sin tensiones. Y añade_____________: en cada cosa que sobrevenga, vuélvete a tí mismo y acuérdate de mirar con qué capacidad cuentas para el uso de ella: si ves a un hermoso o a una hermosa, hallarás que frente a eso tienes la capacidad de la continencia; si se te presenta un esfuerzo hallarás la perseverancia; si un insulto, hallarás la resignación__________ En fin, como se ha dicho, hay una línea directa entre los estoicos y los cristianos en su discurso contrario a los placeres de la vida, aunque por lo que alcanzo a leer la renuncia al deseo de los estoicos no entraña necesariamente ni una fijación en los temas sexuales ni tampoco una especial hostilidad hacia ellos. Más bien se trata de una cierta templaza, de un no exagerar.______________ postal italiana de los años 30, foto hecha en Etiopía.

pubertad, trastorno, perversión, impotencia definitiva, religión y deporte

Posted in continencia, lecturas, sexólogos by jgtejeda on julio 2, 2009

Erosflaut

Del doctor GASTON LYON (1930)____________En el niño el tránsito de la infancia a la pubertad no está marcado por un hecho brutal y preciso como la menstruación; salvo ciertas modificaciones físicas bien conocidas, lo que caracteriza la pubertad masculina es sobre todo un fenómeno psíquico: el despertar del instinto sexual. Este instinto, que no puede recibir satisfacciones inmediatas en el momento de su aparición, es para el joven ocasión de profundos trastornos del psiquismo, que se revelan en la elección de las lecturas, la tendencia a la absorción, la busca de la compañía de muchachas y mujeres.

Siempre hay que temer la perversión de este instinto, es decir, la práctica de vicios solitarios, perjudiciales a la salud; y que, cuando se perpetúan (como ocurre en los niños en potencia de herencia nerviosa) pueden determinar trastornos graves y hasta conducir a la impotencia definitiva. La madre no es la más indicada para dar a su hijo los consejos necesarios, pues su pudor rechaza esta delicada tarea. Es, pues, el padre solo el que tiene el deber de poner en guardia a su hijo contra los peligros que ofrece la práctica del onanismo. Se ha escrito muchas y repetidas veces que la enseñanza moral y las prácticas religiosas son para el joven un preservativo contra los impulsos sexuales. Sin negar la influencia de la moral y de la religión, séanos permitido hacer constar que a menudo el temperamento es más fuerte. Son muy raros los muchachos a quienes pueden aplicarse estos versos, tantas veces citados:

Vió a la voluptuosidad que le tendía la mano
y siguió la virtud que le pareció más bella.

Más vale, en suma: contar con la influencia de la la cultura física tomada en su acepción más amplia, así como con la influencia educativa paterna. La vida al aire libre y la práctica de los deportes permiten al muchacho gastar el exceso de sus fuerzas y determinan en él una fatiga sana que lo aparta de las preocupaciones sexuales. Conviene sin duda no exagerar el valor de este derivativo y no considerarlo como absoluto, pero por eso deja de constituir un freno poderoso.
(Dr. Gaston Lyon. El libro de las madres. Gustavo Gili, Barcelona 1932) ______imagen, vaso griego con figura de Eros tocando la flauta.

orígenes

Posted in autores, continencia by jgtejeda on junio 27, 2009

signorelli

ORIGENES (así se llamaba él) nació en Egipto en 185. Padre de la Iglesia,  se castró a sí mismo para tranquilizarse, y dedicó su vida a la prédica. Escribió: _____________  todo el que alcanza la edad que llamamos de la pubertad ama algo, ya sea menos rectamente cuando ama lo que no debe, ya sea recta y provechosamente, cuando ama lo que debe. Ahora bien, este sentimiento de amor, que por favor del Creador fue entrañado en el alma racional, algunos lo desvían hacia el amor del dinero y a la pasión de la avaricia, bien para lograr fama, y se hacen ávidos de vanagloria, bien para frecuentar a las rameras, y se ven cautivos de la impudicia y la sensualidad, o bien derrochan la fuerza de este bien tan grande en otras cosas parecidas a esas. Pero incluso cuando este amor se ordena hacia las diversas artes de tipo manual, o por causa de actividades de la presente vida—no las necesarias—se aplica, por ejemplo, a la gimnasia o a las carreras, o también a la música o a la aritmética, además de a otras disciplinas de parecida índole, ni siquiera entonces opino que se le utiliza de manera digna de aprobación. Efectivamente, si lo bueno es también lo que es digno de aprobación, y por bueno se entiende propiamente, no lo que mira a los usos corporales, sino ante todo lo que está en Dios y en las potencias del alma, la consecuencia es que amor digno de aprobación es aquel que se aplica a Dios y a las potencias del alma. (texto completo en castellano de sus comentarios al Cantar de los Cantares aquí>>>>)   _________pintura, detalle de un fresco de Luca Signorelli.

permiso para castrarse

Posted in continencia, lecturas by jgtejeda on junio 25, 2009

felatio

Los cristianos renuncian a la sexualidad en el siglo II___________PETER BROWN en Historia de la Vida Privada, sobre los cristianos del siglo II: la sexualidad se convirtió en una medida dotada de fuerte carga simbólica precisamente porque se pensaba posible su desaparición en el individuo comprometido y porque se pensaba que esa desaparición registraba, de modo más significativo que ninguna otra transformación humana, las cualidades necesarias para el liderazgo de la comunidad religiosa. La eliminación de la sexualidad -o, más humildemente, el apartarse de la sexualidad- era visto como un indudable estado de disponibilidad para Dios y para los propios compañeros, un estado que se encontraba ligado al ideal de la persona “sencilla de corazón”……….. También estaba el tema de las reuniones rituales que irritaban a los paganos respetables, ya que en ellas se mezclaban las personas de ambos sexos… “cierto cristiano contemporáneo de Galeno solicitó  permiso al gobernador de Alejandría para poder castrarse, pues ¡sólo así podría librarse a sí msmo y a sus correligionarios de la acusación de promiscuidad!”

tissot

Posted in continencia, lecturas by jgtejeda on junio 23, 2009

Corset-onanisme

Samuel-Auguste Tissot, médico suizo de sólida formación y gran credibilidad en su tiempo, publica en 1774 su libro “El onanismo”, donde se describe científicamente el así llamado mal de la masturbación. El libro será un best-seller y su influencia se extiende hasta el primer tercio del siglo 20. Dice Tissot en el cap.9: Ante ciertas enfermedades podemos asegurar, con certeza casi absoluta, el éxito de nuestros remedios. Pero no tienen cabida en dicha tipología los males que se producen por los excesos venéreos y, con mayor motivo, los que se derivan de la masturbación. Cuando han llegado a un cierto grado, el pronóstico que cabe hacer de ellas es, sencillamente, desolador.

Hipócrates pronosticó ya la muerte de estos enfermos. “Es una enfermedad miserable -afirma Boerhaave-, con la que me he enfrentado a menudo, y jamás he podido curarla”. Van Schieten trató sin éxito, durante tres años, al enfermo del que habla. Y yo he visto morir en forma misérrima a causa de esta enfermedad; a muchos otros ni siquiera he podido aliviarlos.”

Tissot nos recuerda las actitudes sociales ante el consumo de marihuana en nuestros días. En ambos casos se trata de prácticas personales, donde es difícil encontrar una víctima. Y es lo que el derecho pide para calificar a algún hecho de delito, para prohibirlo: que dañe a otro. Sin embargo se establece a veces una condena religiosa o legal en contra de algo que concierne exclusivamente al cuerpo de una persona. Se trata de salvar a alguien de sí mismo. Por eso es que en temas de sexualidad, de consumo de drogas, etc., se hace mucho hincapié en los jóvenes que, se supone, no se poseeen del todo a sí mismos, arrastrando por cierto en la prohibición a los adultos, y es esto finalmente de lo que se trata. Seguidamente, a esa condena que es más instintiva que racional, se le da base científica, la que sea, da lo mismo porque la ciencia de hoy será basura dentro de diez o de cien años. La suma de superstición y ciencia resulta imbatible. Los médicos revisten de razón inobjetable a una intuición, medicalizando y convirtiendo en enfermedad una actividad que la gente practica desde hace tiempos inmemoriales. Se trata finalmente del control de los cuerpos y del placer ajeno, quedando a la vista uno de los grandes temas de discusión de la actualidad: ¿es nuestro cuerpo una propiedad personal o pertenece a la comunidad humana? Comunidad humana, por cierto, dirigida por obispos, policías, propietarios de medios, etc. Personajes poderosos que curiosamente se sienten eximidos de cumplir con los reglamentos que con tanta dureza aplican a los demás, y es que el caso de ellos es siempre distinto, excepcional. Para los comunitaristas corporales una persona no tiene derecho a abortar, ni a solicitar servicios eutanásicos, pero sí se le puede torturar o condenar a muerte o encerrar de por vida en beneficio del bien común

SAMUEL-AUGUSTE TISSOT, EL ONANISMO, ASOCIACION ESPAÑOLA DE NEUROPSIQUIATRIA, MADRID, 2002. Versión original del libro de Tissot: aquí ________ilustración: Corset antionanista, grabado francés hacia 1815.

san pablo: la carne es muerte

Posted in autores, continencia, religión by jgtejeda on junio 20, 2009

durer

San Pablo a los Romanos 8. 1-13 ________ Efectivamente, los que viven según la carne (sarks), desean lo carnal; mas los que viven según el espíritu, lo espiritual (pneuma). Pues las tendencias de la carne son muerte (thanatos); mas las del espíritu, vida y paz, ya que las tendencias de la carne llevan al odio a Dios: no se someten a la ley de Dios, ni siquiera pueden; así, los que están en la carne, no pueden agradar a Dios. ……. Así que, hermanos míos, no somos deudores de la carne para vivir según la carne, pues, si vivís según la carne, moriréis. Pero si con el Espíritu hacéis morir las obras del cuerpo (soma), viviréis.

San Pablo es el primer gran teórico de la fealdad del sexo, de la malignidad del cuerpo humano. Porque vamos a morir somos ya muerte, el placer es dañino, la cópula una desgracia. La mala baba de este discurso es infinita, aunque se pregunta uno cómo ha podido tener tanto éxito, cambiando la percepción hedonista del cuerpo de la era clásica y manteniéndose vigente hasta nuestros días. Leo un tratadillo de un obispo británico que se esmera en demostrar que San Pablo entendía por cuerpo algo muy especial, el estilo es seco, pero trato de seguir al obispo. Sostiene que la tradición hebrea carece de un término similar a cuerpo como lo entendían los griegos (soma), y que en la Biblia Septuaginta la palabra griega soma (cuerpo) se usa para traducir once diferentes términos bíblicos hebreos, entre ellos hail (esclavos), taf (familias), nefes (personas), or (piel), gufah (cadáver), etc… Seguiré con el obispo, pero sin llegar a grandes  honduras noto que San Pablo está lleno de odio a la materia sensible __ dibujo: Alberto Durero, autorretrato